Schneider Electric organizó para un grupo de clientes y personal de Almacenes Eléctricos Madrileños una visita a las dos fábricas de envolventes universales que posee en España. Ambas provienen de la marca comercial Himel adquirida en el pasado por Schneider y líder indiscutible en su segmento desde hace más de 50 años. 

La fábrica de armarios metálicos, situada en el corazón del pueblo de Capellades (Lleida), fue la primera parada del viaje. Desde esta factoría Schneider fábrica al año  400.000 armarios CRN en sus diferentes medidas y configuraciones así como 40.000 armarios de las gamas SF y SM.

Después de la vista, el grupo se desplazó a las cavas del grupo Codorniú donde disfrutó de un almuerzo y una visita por las galerías subterráneas de está mítica casa fundada en 1551.

Al día siguiente, le tocó el turno a la fábrica de armarios de polyester de Molins de Rei (Barcelona), la fábrica de las cajas plásticas y cuna de la gama  PLM, con una fabricación de 200.000 armarios anuales.

Con un almuerzo en los alrededores de la fábrica concluyó este viaje que será recordado por las imponentes fábricas y la amabilidad y profesionalidad de sus trabajadores.

Schneider Electric organizó para un grupo de clientes y personal de Almacenes Eléctricos Madrileños una visita a las dos fábricas de envolventes universales que posee en España. Ambas provienen de la marca comercial Himel adquirida en el pasado por Schneider y líder indiscutible en su segmento desde hace más de 50 años.

La fábrica de armarios metálicos, situada en el corazón del pueblo de Capellades (Lleida), fue la primera parada del viaje. Desde esta factoría Schneider fábrica al año  400.000 armarios CRN en sus diferentes medidas y configuraciones así como 40.000 armarios de las gamas SF y SM.

Después de la vista, el grupo se desplazó a las cavas del grupo Codorniú donde disfrutó de un almuerzo y una visita por las galerías subterráneas de está mítica casa fundada en 1551.

Al día siguiente, le tocó el turno a la fábrica de armarios de polyester de Molins de Rei (Barcelona), la fábrica de las cajas plásticas y cuna de la gama  PLM, con una fabricación de 200.000 armarios anuales.

Con un almuerzo en los alrededores de la fábrica concluyó este viaje que será recordado por las imponentes fábricas y la amabilidad y profesionalidad de sus trabajadores.